Estudio Bíblico de Romanos No. 27

Romanos 8:15-25

v15: No habéis recibido el espíritu de servidumbre… en temor (1909): Como creyentes podemos tener una seguridad de nuestra salvación. No nos acercamos al temor de que vamos a estar eternamente separados de Di-s. Cuando somos salvos, podemos estar seguros de que Di-s cumplirá Sus promesas, es decir, que Él nunca nos dejará ni nos abandonará, etc. No debemos temer.

  • Abba: Esta no es una palabra hebrea sino aramea que significa ‘padre’.No es una palabra que signifique “papi”, o una palabra que implique una relación más íntima. Pablo nos dice que esta palabra significa Padre. Dijo que el Espíritu nos hace gritar “Abba” y luego Pablo nos interpreta esta palabra aramea diciendo: “El Padre”. El nombre “Padre” es una palabra que muestra respeto. Reconocer a Di-s como nuestro Padre lo honra y lo respeta.

v16: El Espíritu mismo: El Espíritu Santo. El mismo Espíritu de Di-s que nos ha adoptado en Su familia eterna.

  • Espíritu… da testimonio: Testifica. Di-s no miente. Cuando Él testifica o proclama algo podemos tener la seguridad de que lo que ha dicho es verdad y no cambia.
  • Somos hijos de Di-s: Si somoscreyentes, el Espíritu de Di-s nos asegurará, e interiormente sabremos que es verdad, que somos hijos de Di-s, eternamente adoptados.

v17: Padecemos juntamente con Él, para que juntamente con Él seamos glorificados: Un hijo de Di-s está unido en la fe con el Hijo de Di-s, Yeshúa. En obediencia al plan de Su Padre, Él estuvo dispuesto a sufrir porque sabía lo que el sufrimiento traería aparejado eternamente.

Asimismo, cuando servimos al Di-s viviente, cuando seguimos el liderazgo del Espíritu Santo, a veces vamos a sufrir. Pero no sufrimos solos, ¡sufrimos junto con Él! Si sufrimos junto con Él vamos a experimentar un cambio. Nosotros también seremos glorificados juntamente con el Mesías.

v18: La gloria venidera que en nosotros será manifestada: Esta es otra promesa que tenemos. Cualquier sufrimiento por el que pasemos en esta tierra ni siquiera puede compararse con la gloria que viene para nosotros.

v19: El anhelo ardiente de la creación: La redención de Di-s (a través de Su Hijo el Mesías Yeshúa) no solo afecta al remanente de la humanidad, sino que también produce una transformación en la Creación de Di-s. Este mundo va a ser cambiado, transformado.

  • La manifestación de los hijos de Di-s: Esto es lo que espera la Creación. Tiene una expectativa, una esperanza, y está esperando que esta esperanza se haga realidad. Hay una relación entre esta transformación (esta herencia de los hijos de Di-s) y el establecimiento del Reino de Di-s. La Creación lo sabe. La Creación está esperando esto y, cuando suceda, la Creación se regocijará (las rocas claman, los árboles del campo baten palmas – Lucas 19:40, Isaias 55:12).

v20: Sujetada: La creación misma fue impactada por el pecado y fue forzada a la situación en la que se encontró.

  • No por su propia voluntad: El pecado de Adán y Eva no solo afectó a la humanidad, sino que también afectó a la Creación. La Creación no quería este pecado en el mundo. Pero debido a que el pecado está aquí, la Creación también está sujeta a este de forma involuntaria. Es por eso que, la Creación espera con ansiosa expectativa la llegada de esta transformación, el Reino de Di-s.
  • Esperanza: La esperanza es muy importante para nosotros, pero también muy importante para la Creación. La esperanza es poderosa. La esperanza da resistencia y perseverancia a través del sufrimiento porque sabemos que una gran recompensa está en camino. La Creación también lo sabe.

v21: Libertada: Librada.La Creación será liberada.

  • Corrupción: Decadencia. Esta es una palabra relacionada con los efectos del pecado y la muerte.Cuando el pecado está presente, produce decadencia. Cuando Adán y Eva comieron de ese fruto en el Jardín del Edén, comenzaron el proceso de muerte, comenzaron a envejecer, comenzaron a desgastarse.
  • Libertad gloriosa: Esta libertad gloriosa tiene lugar entre los hijos de Di-s (aquellos que creen en el Mesías Yeshúa).
  • Hijos de Di-s: Aquellos que están en la familia de Di-s.

v22: Gimen … dolores de parto: Esta es la condición presente de la Creación. Está gimiendo por los efectos del pecado en este mundo.

  • Hasta ahora: Incluso hasta el día de hoy, la Creación gime y labora, está esperando que suceda el maravilloso cambio del Reino.

v23: Tenemos las primicias del Espíritu: Esto significa que hay evidencia del Espíritu de Di-s obrando en nuestras vidas. Los primeros frutos son como un pago inicial, una garantía de más por venir. Se puede esperar otro derramamiento del Espíritu Santo en la vida de los creyentes.

  • Esperando la adopción, la redención de nuestro cuerpo: Cuando creemos, somos llamados adoptados (Romanos 8:15). El resultado total de la adopción, sin embargo, es la redención de nuestros cuerpos. Cuando un niño es adoptado por una familia, hay un reconocimiento verbal de que ese niño es parte de la familia. El papeleo viene después y afirma y legaliza lo que ya ha sido hecho. La redención de nuestros cuerpos es como el papeleo: afirma y legaliza lo que ya sucedió.
  • La redención de nuestro cuerpo: Esto va a suceder en un evento llamado “Nuestra Bienaventurada Esperanza” – el Arrebatamiento. En un abrir y cerrar de ojos, los creyentes serán transformados (1 Corintios 15:50-55, Tito 2:13). Los espíritus de los creyentes que mueran, antes de que ocurra el Arrebatamiento, irán a la presencia de Di-s (ausente del cuerpo, presente con el Señ-r, 2 Corintios 5:8). Sus cuerpos, sin embargo, están en el terreno, en descomposición. Es en el momento del Arrebatamiento que estos cuerpos en la tierra serán levantados y redimidos – se volverán incorruptibles. Todos los creyentes, muertos o vivos, experimentarán al mismo tiempo esta redención de los cuerpos. No solo vamos a recibir nuestros nuevos cuerpos, sino que toda la creación entrará en una nueva realidad en ese momento: el Reino de Di-s.

v24: Esperanza: La esperanza es una expectativa ansiosa y segura de que Di-s cumplirá Sus promesas. No se origina en nuestras mentes. La esperanza se origina en la Palabra de Di-s, en las promesas de Di-s. Insultamos a Di-s si dudamos de Sus promesas. Necesitamos creer Sus promesas en su totalidad.

  • En esperanza fuimos salvos: Di-s nos salvó para que tuviéramos esperanza. Cuando tenemos esperanza, tenemos la expectativa de que Di-s cumplirá Sus promesas. Tener este tipo de esperanza va a afectar la forma en que vivimos. La esperanza cambiará nuestra forma de pensar. Cambiará nuestra visión de las cosas. La esperanza nos dará la capacidad de resistir, de perseverar, de seguir adelante porque sabemos que todo lo que tenemos que soportar aquí es trivial en comparación con las cosas maravillosas que Di-s tiene para nosotros en Su Reino.
  • La esperanza que se ve, no es esperanza: Si ya vemos estas cosas y las conocemos y experimentamos en su plenitud no tendríamos necesidad de esperanza. Aunque no hemos visto estas cosas, hemos oído hablar de ellas. Esto es muy importante, porque la fe viene por el oír, ¡no por el ver! Cuando escuchamos las promesas de Di-s y creemos en ellas a través de la fe, entonces somos capaces de soportar las dificultades de este mundo.

v25: Lo que no vemos: Esta es nuestra condición presente. Todavía no hemos visto estas cosas. Hemos oído hablar de ellas, hemos leído sobre ellas y las hemos creído, pero todavía no las poseemos.

  • Con paciencia lo aguardamos: La esperanza es poderosa.Cuando vivimos en expectativa esperanzada, creyendo lo que Di-s ha dicho – sin dudar – vamos a poder perseverar.
  • Paciencia: Perseverancia. Resistencia.
Por favor, síguenos y dale like a nuestra página:
error214
fb-share-icon0
Tweet 371

Leave a Reply